SENSIBILIDAD DENTAL

La sensibilidad dental es un dolor intenso que ocurre cuando la dentina, la parte interna de los dientes, queda al descubierto.

Se desencadena por diversas causas, entre ellos, la aparición de caries a la recesión de la encía.

Su síntoma más común es el dolor temporal. Cuando se exponen los dientes con esmalte dañado a bebidas frías, calientes y comidas dulces, suelen aparecer molestias. Desaparece una vez dejamos el estímulo.

La dentina es tan sensible porque contiene una serie de tubos que conectan con los nervios situados en el interior de los dientes.

Las causas pueden ser entre otras:

-Hábitos alimentarios dañinos.

-Cepillarse con fuerza.

-Bruxismo.

-Enfermedad periodontal.

-Embarazo.

-Usar productos blanqueadores sin control por el profesional.

Existen diferentes tratamientos para mejorarlo, lo más recomendable es acudir a tu clínica, quien será la que diagnostique la causa y te recomendará el mejor tratamiento.

Existen productos que te pueden ayudar para usar en casa como pastas de baja abrasión a desensibilizantes. Estos dentífricos ayudan a eliminar la sensación de dolor y el flúor que contiene ayuda a remineralizar el esmalte y prevenir las caries.

Los enjuagues bucales con productos específicos también son una buena opción.

Todo ello recomendado siempre por un profesional.

En el caso de erosiones y desgastes muy fuertes será necesario realizar un empaste que produzca un sellado permanente de la pieza.

Existen, también, quirúrgicos como el injerto de encías para mejorar la sensibilidad y estética y así poder recuperar la forma y aspecto original del diente.

Si ninguna de estas técnicas funciona de manera satisfactoria, el odontólogo realizará una endodoncia (desvitalización del diente) de forma permanente mediante la eliminación del nervio.

Para evitar esta dolencia;

-Mantener una buena higiene bucodental diaria, que junto a una adecuada alimentación y las revisiones dentales son la base de la salud bucondental.

Con esto conseguimos minimizar la probabilidad de infecciones en las encías que son la mayoría de los casos responsables de la sensibilidad dental.

-Realizar el proceso de cepillado con cepillo adecuado para evitar agresiones innecesarias.

Si se padece sensibilidad dental es recomendable emplear cepillo suave y dedicar tiempo al cepillado, sin prisas, ni brusquedades.

-Evita la ingesta de alimentos que puedan producir molestias. Los alimentos excesivamente fríos o calientes o muy ácidos.

Emplea pasta dentífrica adecuada para la sensibilidad, así como un colutorio para el enjuague de la boca. Son de gran ayuda.

Recuerda, acude a un profesional para que te ayude a elegir el mejor tratamiento para que tu salud bucodental esté en buenas condiciones.

Clínica Dental Benta Berri, tu clínica de confianza.

Clínica Dental Benta Berri, tu clínica en San Sebastián en el barrio del Antiguo.

www.bentaberriclinicadental.com

info@bentaberriclinicadental.com

943 029 000